Mercado de Campeche, <a href=

Viajar es aprender. Es vivir experiencias únicas. Descubrir aspectos de culturas que no sabíamos, ni por asomo, que existían. Pero sobre todo viajar es disfrutar recorriendo los lugares más remotos del mundo y dejando que los detalles más insignificantes nos sorprendan.

Uno de los lugares en los que se le toma el pulso de manera más fiel a cada una de esas culturas que descubrimos es el mercado. Mercados hay en todas partes, desde las ciudades más cosmopolitas a las aldeas más apartadas. Y en ellos siempre bulle la vida de la manera más animada. Llaman la atención las frutas y verduras de mil colores y formas. Los sonidos diferentes que proceden de idiomas desconocidos. Y los olores. Sobre todo los olores, que a veces son prácticamente imposibles de definir o de identificar (y, en ocasiones, es mejor que así sea).

Puesto de pescado en un mercado del lago Inle, <a href=

Mercado flotante en el delta del Mekong, Vietnam

Mercado flotante en el delta del Mekong, Vietnam

En todos y cada uno de mis viajes intento visitar en algún momento el mercado del lugar en el que estoy. Y rara es la vez que no encuentro un objeto, alimento o detalle que me saque una sonrisa. ¡Y es que se pueden encontrar cosas realmente raras! Objetos imposibles, inventados, graciosos o sobrenaturales. Hoy he intentado hacer un ejercicio de memoria (y de organización de mi fototeca) y he seleccionado algunas de las cosas más raras y curiosas que he encontrado en los mercados que he visitado. Aquí os lo cuento. ¡Seguro que se os ocurren muchísimas más!

BILLETES DE MIL EUROS

¡Pues sí! Imaginad la cara que se me quedó cuando me encontré no uno, sino varios fajos de billetes de 1.000 euros en el mercado de Sapa, un pueblito en las montañas de Vietnam. ¿A quién se le habría ocurrido inventarse algo así? Por supuesto, eran falsificaciones imitando billetes de diferentes países –aunque en esta ocasión fueran irreales- y que suelen vender en lugares donde la religión predominante es la budista. ¿Por qué? Pues porque se entiende que a los difuntos, para tenerlos felices y contentos, hay que agasajarlos con todo aquello que les haría falta en la vida real para que puedan tener una vida normal en el más allá. Por eso se hacen réplicas de las cosas más sorprendentes, porque, claro está, no se les entregan las reales. Y, por supuesto, ¡el dinero es importante! Así que allí estaban, rodeados de otros objetos que comprar para poder hacer ofrendas a los difuntos: ¡fajos de billetes de mil euros! ¡Me entraron ganas de traerme unos cuantos por si colaba!

Billetes de mil euros... ¡quién los cogiera!

Billetes de mil euros… ¡quién los cogiera!

MÉTODOS PARA LA IMPOTENCIA

Vale, es verdad que esto en concreto se puede encontrar en mercados de muchos lugares del mundo. Este que os enseño lo vi en el mercado de las especias de Estambul. Me hizo mucha gracia lo explícito de la etiqueta del tarro. ¡Sobran las palabras! La cuestión es… ¿funcionarán realmente?

 

¿Funcionará?

¿Funcionará?

OBJETOS DE PAPEL PARA LOS ESPÍRITUS

En la línea de los billetes de mil euros que os contaba, esta vez encontré todo tipo de objetos en réplicas de papel en miniatura. Desde camisas a Iphones, chalets, muebles para la casa, tarjetas de crédito o relojes de oro. ¡Todo lo necesario para una vida consumista normal y corriente! Y, ¿dónde fue? Pues todo esto lo vendían en tiendas del barrio chino de Bangkok. ¡Darse una vuelta por él es muy curioso!

camisa-papel-tailandia-mipaseoporelmundo

IPhone, reloj, cartera... ¿algo más que llevarse al más allá?

IPhone, reloj, cartera… ¿algo más que llevarse al más allá?

PORTALES DE BELÉN EN BIRMANIA

Lo gracioso de estos portales de Belén no es tanto que sean belenes, como el dónde los vendían. Resulta que andaba dando un paseo por un pequeño mercado de un diminuto pueblo en el lago Inle, en Myanmar, cuando entre otros cachivaches de todo tipo encontré estos. ¡Algo que llama la atención si pensamos que se trata de una sociedad en la que el 80% es budista! –y solo un 2% católica-.

belen-lagoinle-myanmar-mipaseoporelmundo

ROPAS TRADICIONALES EN MINIATURA

¡Resulta que en Guatemala existe hasta una línea de moda diferente, adaptada a las tradicionales vestimentas de los indígenas de la zona, para poder vestir a las muñecas Barbie! ¡Decidme que no es curioso! ;) Eso sí, me da la impresión de que se trata de una edición limitada. La foto la tomé en uno de los puestecillos artesanales de Panajachel, en el lago Atitlán.

moda-barbie-guatemala-mipaseoporelmundo

MERCADO DE MATRIMONIOS

Ya os hablé hace unos años sobre este mercado. De hecho, fue uno de los primeros artículos que escribí en el blog. Pero, para los que no hayáis oído hablar de él, os cuento. ¿Qué creéis que se vende en este mercado tan peculiar? Pues, como su propio nombre indica: matrimonios.

Centenares de padres de jóvenes shanghaineses se reúnen cada fin de semana en el Parque del Pueblo para conocerse entre sí y concertar citas entre sus hijos. Los jóvenes, tan ocupados en trabajar y ganar dinero, no disponen de tiempo suficiente que dedicar a las relaciones sociales. Así que, ¿qué mejor opción que sus padres sean los encargados de buscarles pareja?

padres-mercado-matrimonios-shanghai-mipaseoporelmundo

carteles-mercado-matrimonios-shanghai-mipaseoporelmundo

CUCARACHAS

Sí, sí. Cucarachas. En un mercado de alimentos. En Bangkok.

Si para nosotros son uno de los insectos más asquerosos que jamás hayamos visto. Si huimos de ellos en cuanto nos los cruzamos por las calles y nos dan ataques de pánico cuando aparecen inesperadamente donde menos deberían aparecer, para los tailandeses son toda una delicatesen. Y sí, se las comen.

¿Qué le vamos a hacer? ¡Cuestión de culturas!

¡Aaahhhrrrgggg!

¡Aaahhhrrrgggg!

AMULETOS

En este caso nos quedamos en la misma ciudad. Y nos encontramos con miles y miles de talismanes. Repartidos en decenas de puestos en los alrededores del Palacio Real de Bangkok.

Ya dediqué hace unos meses un artículo entero a este peculiar mercado. Vendedores, monjes, turistas y coleccionistas se mezclan entre los objetos más curiosos. Si viajáis a Tailandia, ¡aquí tenéis una visita obligada!

mercado-talismanes-bangkok-mipaseoporelmundo

SANGUIJUELAS

Süluk. O, lo que es lo mismo, sanguijuelas.

Aunque su comercio cada vez es menor, en algunos mercados de Estambul aún se puede ver cómo los vendedores las ofrecen como remedio para múltiples dolencias o enfermedades. Son sobre todo los curanderos los que las utilizan, -y lo han hecho a lo largo de los siglos- para llevar a cabo sangrías a los pacientes. Sin embargo, no tengo yo muy claro que haya gente que a estas alturas se ofrezca a ser tratado con ellas. ¡Muy desesperado habría que estar!

sanguijuelas-mercado-estambul-mipaseoporelmundo

MERCADILLO DEL JUEVES EN SEVILLA

Esta vez nos quedamos en mi ciudad, Sevilla, para hablaros de uno de sus clásicos. Nada menos que el mercado de la calle Feria, o mercado del Jueves, según se le quiera llamar. ¡Un rastro que lleva celebrándose en la ciudad desde 1254!, cuando Fernando III de Castilla le concedió la feria a la ciudad.

Por aquel entonces el mercadillo estaba dividido por gremios. Hoy día en él se pueden encontrar puestos con todo aquello que se pueda imaginar: desde muñecas rotas a tornillos usados, trajes de flamenca de segunda mano o reliquias de coleccionista. ¡Muy curioso!

mercadillo-jueves-sevilla-mipaseoporelmundo

mercadillo-jueves-sevilla-dos-mipaseporelmundo

Y POR ÚLTIMO…

muñeco-mercadillo-nuevayork-mipaseoporelmundo

Bueno, ya sé que esto que veis no tiene nada de especial, pero el muñeco lo encontré en un mercadillo en un garaje en Nueva York y… en serio, ¿no os parece un tanto inquietante? ¡Parece salido de una película de terror!

Y vosotros, ¿qué cosas raras o curiosas habéis encontrado en mercados del mundo?